Noticias:Servicio de Orientación a la persona emprendedora del Ayuntamiento de Aranjuez

Noticias:Servicio de Orientación a la persona emprendedora del Ayuntamiento de Aranjuez

Siete consejos para emprender después del verano

02 sep 2019
A la hora de emprender hay que cuidar aspectos más burocráticos como registrar la marca, el dominio o firmar un pacto de socios.

El verano nos sirve para desconectar, claro. Pero también para plantearnos nuevos cambios y proyectos en lo referente a nuestra vida profesional, es decir, aventurarse y emprender. De hecho, según datos del INE, en el último cuatrimestre de 2018 se crearon en España más de 28.000 nuevas empresas.  

Sin embargo, al rescatar estas viejas ideas con intención de llevarlas a cabo, muchos son los aspectos que pasan desapercibidos. Asuntos tan importantes como los laborales, fiscales o jurídicos, que se pasan por alto, y que determinarán el éxito de dicho plan.  

“Estamos habituados a ver casos de clientes que vienen tras el verano con grandes ideas plasmadas en hojas de cálculo para lanzarse a la aventura de emprender sin haber tenido en consideración muchos otros factores que serán decisivos para la supervivencia de la nueva compañía”, advierte Fernando Ruiz-Beato, socio de RB Ruiz Beato Abogados. 

Aunque en el último cuatrimestre de 2018 se crearon 28.396 nuevas empresas en España, también se disolvieron 7.387 empresas durante el mismo periodo según los datos del INE, siendo los meses de noviembre y diciembre en los que más compañías se liquidaron. 

Las principales cuestiones a tener en cuenta para emprender después de los meses de verano son:  

  • Elegir bien a los compañeros de viaje: Todos los socios, empleados, proveedores han de saber mantener al margen el papel de amigo o familia a la hora de hacer negocios y firmar un contrato. 
  • Hacer prospección: Cabe la posibilidad de hacer planes de negocio muy bien elaborados, aunque nada realistas. Es indispensable conocer el mercado y la competencia.
  • Cuidar tu marca: Es uno de los valores de negocio más importantes. Por eso es recomendable registrar la marca y los dominios asociados a ella. 
  • Asegurar la financiación: Arrancar un negocio significa invertir y por ello será necesario negociar los acuerdos de crédito necesario para garantizar el arranque del proyecto y disponer del flujo de caja necesario para afrontar los diferentes gastos. Hay que tener en cuenta de cara a la generación de ingresos que las previsiones no siempre se cumplen, de hecho, según el citado informe, encontrar clientes es la principal preocupación para el 27% de las pymes españolas.
  • Externalizar servicios: Además de la asesoría profesional y de contar con alguien que puede aportar valor, se pueden reducir algunos costes fijos. Al igual que con los socios y empleados, es importante escoger bien a los proveedores, no apostar siempre por el low cost y analizar bien dónde es interesante invertir para ver qué es lo que más valor revierte en la empresa. 
  • Establecer roles: Siendo tu proyecto, resulta difícil no estar encima en todos los pasos pero hay que aprender a establecer roles y actuar como un líder, un director de orquesta que organiza a todos los componentes de la banda y hace que la melodía suene en armonía.
  • Desconfiar de los chollos: La recomendación es desconfiar de las grandes oportunidades, analizar bien la propuesta y no dudar en firmar los documentos necesarios para regular los roles y condiciones en las que te unas al proyecto y la capacidad de decisión que tendrás. 

Puedes consultar la noticia original AQUI